viernes, 30 de septiembre de 2016

On/Off


Foto: Oshin Beveridge

Se acaba el tiempo y tienes más dudas que hace sesenta segundos.
Cable rojo, cable azul.
Todo se reduce al mismo cincuenta por ciento. Ganar o desaparecer.
Frotas de nuevo tu lengua de esparto por tus labios resecos.
El pequeño marcador luminoso empieza sus últimos diez latidos.
Cable rojo, cable azul.
En las películas, todo es más fácil, el uno nunca se convierte en cero y el último suspiro siempre es de alivio.
Cuatro segundos
Tu mano oscila como un péndulo.
Tres segundos.
Farfullas una oración y...
...dos segundos...
...eliges un color y...
...un segundo...
...cortas y...

No hay comentarios:

Publicar un comentario